Skip to main content

El sombrero de la brujita

Invitamos a una brujita a nuestra fiesta de Halloween pero no pudo acudir. Nos mandó su sombrero hecho de crochet y con lana, como no podía ser menos, de color naranja. ¿Qué hicimos? Pues lo colocamos como decoración entre nuestras viandas en forma de arañas de azúcar, dedos de hogaldre, gusanos de gelatina y tarta de calabaza. La brujita nos hizo un buen regalo con su sombrero. Esa noche estuvo muy ocupada repartiendo chuches por el barrio.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solve : *
8 ⁄ 1 =


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR